miércoles, 20 de julio de 2011

Pensando en el futuro... los problemas

Coincidencias; mi querida esposa se ha ido unos dias por trabajo allende los Alpes y la echo de menos; mañana mi atribulada empresa se convierte en Banco con un nuevo liderazgo que esperemos que vaya bien; el pais se va al carallo; un político dimite acorralado y dice que se sacrifica; no es el país lo que se va al carallo, es Europa entera, en fin...
Y escucho a este grupo que me tiene enganchado, de Granada, el puchero del hortelano... con "De todas las cosas", la voz de Antonio Arcos y la fiera de la guitarra que sostiene todo el tema se llama Patricia Ramos.


Quiero ver el cielo azul quiero ver los prados verdes beber vino que emborrache y sentir fuego que queme quiero ver el cielo azul quiero ver los prados verdes beber vino que emborrache y sentir fuego que queme de todas las cosas del mundo de todo lo que se venera lo unico que quiero ayay de todas las cosas bonitas de los tesoros y las maravillas lo unico que quiero poder mirarme al espejo cada mañana y ver que soy limpio y cristalino como el agua fresquita de sierra nevada en abril quiero poder olvidar lo que es la mentira lo que es el engaño y la miseria de la traicion lo degradante de las personas las mentiras que me dices me las clavas en el alma y echan raices y crecen y no puedo arrancarlas quiero poder decidir como quiero equivocarme un camino recto a seguir y andarlo hasta cansarme quiero poder decidir como quiero equivocarme un camino recto a seguir y elegir donde doblarme y es que es tan facil y lo hacemos tan difícil y lo hacemos tan complicado si encontrara la manera de hacerte comprender que la importancia de un problema es la que tu le quieras ver y asi poder mirarte al espejo cada mañana y ver que eres limpio y cristalino como el agua fresquita de sierra nevada en abril quiero poder olvidar lo que es la mentira lo que es el engaño y la miseria de la traicion lo degradante de las personas las mentiras que me dices me las clavas en el alma y echan raices y crecen y no puedo arrancarlas